Mi Carrito

Cerrar

Tips de moda para usar ropa blanca

Publicado el

Bienvenida a Kip Fashion, la sección de nuestro blog en la que puedes encontrar todo sobre tendencias y tips de moda para crear los outfits que mejor representen tu estilo mientras te mantienes en boga. El día de hoy vamos a darte una serie de consejos que aunque puedan parecer muy obvios, son esenciales para lucir de la manera adecuada, cualquier prenda de color blanco.

Y es que el color blanco, al igual que el negro, son básicos, toda mujer debería tener algunas prendas de este par, pues son muy fáciles de combinar y tienen la capacidad de darle diferentes matices a cualquier outfit, por ejemplo,  para hacerlo formal o serio, o bien, para crear contrastes y lograr un look que pueda ser tan extravagante como sencillo pero que denote siempre mucha actitud.

Sí, puedes combinar unos jeans blancos con una camisa de estampado floral y llamar mucho la atención ahora que comience la primavera. Pero también puedes conservar la línea Black and White que destacó en las colecciones de fin de año, recuerda que un traje sastre en color negro con una buena camisa blanca es el conjunto por excelencia que te sacará de cualquier apuro profesional y hasta de fiestas y reuniones de otro corte.

Pero por las temporadas que vienen, puedes probar con trajes completamente blancos, o bien, tomar solo el pantalón sastre negro y usar unas zapatillas y blusa color nude, incorporando un blazer blanco, te garantizo que lucirás súper fresca y ad hoc con las colecciones de la primera mitad del año.

Sin embargo, antes de que te decidas a ponerte tal o cual conjunto o prenda de color blanco, toma en cuenta los siguientes tips de moda:

  1. Para prendas blancas, fondos blancos

Quizá el consejo más básico e importante de todos es que siempre que uses una blusa, camisa, pantalón o falda de color blanco, las prendas que van por debajo también deberán ser blancas. Con esto nos referimos a que sin importar la calidad, el tipo o el grosor de la tela de las prendas superiores, la ropa interior debe ser blanca sin excepción alguna, de lo contrario tarde que temprano se marcará o se verá que estás usando calzoncitos de corazones.

Hay algunas tendencias en las que se hace uso de esta parte que queremos evitar, es decir, que se utiliza el grado de transparencia de algunas telas blancas (y de otros colores) para resaltar el diseño de otras prendas que van por debajo, como pueden ser desde ropa interior propiamente (el caso de ciertos sostenes), hasta blusas, camisetas o tops de colores fuertes o con estampados que serán notorios a través de la camisa blanca que se lleve por encima a manera de chaqueta o anudada a la altura del ombligo.

Entonces, si te quieras unir a dicha tendencia, y que será más propia para el verano, adelante, pero recuerda que con esto se logran outfits informales, para todo lo demás sigue los consejos básicos que te dimos previamente.

  1. No todos los blancos son el mismo blanco

Este es uno de los consejos que no se suelen encontrar en cualquier blog, pero consideramos que es muy importante que siempre tomes en cuenta que también existen tipos de blanco. Como dato curioso, te cuento que los esquimales, por ejemplo, distinguen muchísimas tonalidades o variedades de lo que nosotros conocemos o generalizamos como blanco.

Seguro has escuchado decir que algo es blanco como la nieve, pero lo más parecido al blanco original, por decirlo de alguna manera, es la magnesia. También es muy probable que más de una vez, hayas notado que tu camisa es de un blanco más amarillento, que el de la tela de tu blazer. Aunque todas las telas se desgastan con el uso y cambian sus colores originales, el que te haya pasado que veas como amarillita tu blusa, puede deberse a que esa sea la tonalidad de blanco y no a que ya está viejita.

Por lo anterior, siempre que compres una prenda blanca, checa la tonalidad. Y siempre que uses más de una prenda blanca en un solo outfit, procura que sean del mismo tono.

  1. La ropa blanca requiere de cuidados especiales

La ropa blanca captura las miradas de todos, y por ello, se hace más evidente si le das o no el cuidado adecuado, tanto en la forma en que se lava y seca, hasta en cómo se usa. En primer lugar, se debe eliminar el mito de que la ropa blanca aguanta más y se puede sumergir en cloro por horas para evitar que se percuda. Grave error, esto solo debilitará las fibras de la tela y no garantiza que se quite lo amarillo o percudido.

De igual forma, en cuanto al secado, tampoco debes dejar la ropa blanca al cruel rayo del sol por mucho tiempo, esto solo hará que tus prendas tengan una textura áspera y que queden como chicharrón si ya les aplicaste algún blanqueador e incluso si usaste un detergente sin suavizante. Para cuidar el aspecto de tus prendas blancas, sigue las instrucciones de las etiquetas al pie de la letra en todos los sentidos.

En cuanto a cómo se usan, además de tomar en consideración los tips que ya te dimos, debes cuidar las situaciones en las que pienses usar blanco en tu outfit, pues en una fiesta de niños será más fácil que te ensucies por accidente y esto será muy notorio, poniéndote incómoda y revelando una elección poco apropiada.

Además, hay que poner especial cuidado al usar ciertas prendas blancas dependiendo del tipo de cuerpo que se tenga, pues a diferencia del negro, el blanco puede ser muy poco favorecedor en ciertos casos.  No te pierdas el siguiente post de esta sección si quieres conocer más tips de moda.

¡Hasta entonces!

doctora-dre

 

0 commentarios

Dejar un comentario

Todos los comentarios son revisados antes de su publicación

translation missing: es.layout.homepage.mailing_list_join

translation missing: es.layout.homepage.mailing_list_text